Sur de Florida -
Lo último

El Secreto / Nicolás no duerme / USA le dijo al régimen que no hay negociación

*** INFIERNO COMPARTIDO. El carismático Rafael Lacava y el circunspecto Francisco Ameliach Orta, uno gobernador en ejercicio y el otro su antecesor, enfrentados a rabiar en los últimos años, el primero seguidor a ciegas de Nicolás Maduro, por necesidad y conveniencias, y el segundo chavista por convicción y solidaridad, ahora, según decisión del Departamento del Tesoro de Estados Unidos, están metidos en un solo saco para que en común sientan el peso y las consecuencias de las sanciones implementadas y en ejecución paulatina por la administración Trump. Ambos, rojos-rojitos, aunque los dos, evidentemente, en proceso de desteñido progresivo, el más pequeño para buscar reacomodo dentrodel Arcoíris que se asoma, y el otro, alto y gordo, acosado por el desgastepolítico natural del novicio, presentados en par ymedidos con  la misma vara, no les queda más remedio quesubir al valle, a lagrimear juntos.Empatados en el ranking.

*** PERDIÓ EL CARRIL. El Drácula Lacava, como desea que lo mienten, ciertamente se había posado como la última carta que se jugaría el “Usurpador” para buscar un acercamiento con USA yentretener a la oposición, con el juego del diálogo, aprovechando sus virtudes de negociador y sus vínculos con el imperio “mesmo”, a través del Grupo Boston.Pero de golpe, todo se derrumbó, porque los gringos sin mayores explicaciones le hicieron saber al régimen que nada tenían que negociar y que tampoco nadie tenía cualidad para representarlos en el negocio con Maduro. En tal escenario, el alegre gobernador de Carabobo quedó desnudo en la calle y con un golpecertero donde más le duele: su capacidad de mediador, a la altura de un Canciller de sombra, hablando la misma lengua. Algo grave y extraño tuvo que ocurrir en el escenario, para que inmediatamente apareciera encabezando la lista de los 4 primeros mandatarios regionales sancionados, por la ayuda humanitaria, varada en fronteras. La carretabotó una rueda.

*** PEGADO DE UNA RAMA. Rafael Lacava, tambaleante, pero aún con fuerzas suficientes y porque, además, “de pendejo no tiene un pelo”, asimila con entereza su nueva realidad, viendo hacia el futuro, que no le es promisorio y menos para equivocarse en la encrucijada, siempre listo estaría en estos momentos deshojando la margarita. De un solo jalón, pudiera, si las circunstancias lo obligan, aparecer apurando la carrera para acompañar a NM en el tortuoso camino que lo espera y morir con las botas puestas o, tomar el atajo y regresar al lado de la gente que puso en sus manos el destino de Carabobo. Quienes mejor lo conocen apuestan a que abandonará el barco, no por miedo, sino por previsión, aleteará hasta la orilla y se abrirá paso.Murciélago a pleno día.

***LA PIPA DE LA PAZ. Nicolás Maduro no se sabe airoso con lo sucedido en las fronteras. Por el contrario, está conteste que los muertos y heridos de esa masacre, pesan mucho en su contra, tanto que apenas visualiza pocos días en Miraflores, aunque con un remate de éxito aparente. Al frustrar el ingreso de la ayuda humanitaria, terminó por mostrarle al universo, el tamaño y gravedad del drama de hambre, miseria, escasez, carencia de todo y la profundidad de los males sanitarios del país, por culpa suya. Al mismo tiempo sirvió para mostrar ante los ojos del mundo, la unidad del pueblo, de sus fuerzas armadas, policías, trabajadores y empresarios anhelando libertad y justicia, y a una sola voz apoyando a Juan Guaidó y a la Asamblea Nacional. Si Maduro hubiese permitido el 23-F el paso libre de los alimentos y medicinas, ese mismo día hubiese tenido que abandonar poder. Haber escogido la segunda opción que tenía mano, la de violencia con saldo de vidas inocentes, no lo salvó y solamente le alargó por unos días su dictadura, tiempo para que los radicales presionaran al Grupo de Lima, abogando por la invasión militar, que no se aprobó, como aconsejaba la lógica y la historia, pero que tampoco se ha descartado.  “por ahora”. El humo, que no el humor, es negro.

*** LLEGÓ “EL COCO”. Ahora, necesariamente, “lo que viene es joropo”, dijo una vez el doctor Rafael Caldera, corresponsable, de buena fe, de la tragedia que vivimos. El riesgo sigue latente, y desde hoy habrá obligación de dormir con un ojo abierto y el otro cerrado. Las intervenciones militares jamás se han anunciado, con fechay hora exacta en el calendario, y cuantas veces se han dado, ha sido por sorpresa. La más cercana y exitosa fue la de Panamá, que significó la caída abrupta de Noriega y 17 años seguidos de cárcel. En la época, EE.UU. promovió una reunión de la OEA en los mismos términos de ahora y su propuesta fue derrotada por abrumadora mayoría de 21 votos a 1. Pocos días después, los gringos cayeron en la isla, y lo que vino luego es historia. Manos a la obra.

*** ORGULLO NACIONAL. Antonio Ecarri Bolívar continúa prevenido al bate, pero el jugador que está en el plato, ni se poncha ni se llega a primera. El gobierno de España fue el primero en reconocer a Juan Guaidó como presidente encargado, pero ahora “ni lava ni presta la batea”, carpeteando al vicepresidente de AD, a quien hasta ahora ha aceptado su representación, pero no en condición de embajador, y todo porque el presidente del gobierno, Pedro Sánchez, teme a que el régimen de Maduro la pague con las empresas Repsol, Movistar, Banco Provincial BBVA y Seguros Mapfre, todas de origenespañol, y las someta a una intervención-expropiación como hizo con el Grupo Pharma, acusado de actividades irregulares. En estas condiciones “queso amarillo” no ha podido cuajar, para que la familia Ecarri alcance los privilegios diplomáticos. Paciencia. La noche es larga.

*** PATRIA O MUERTE. El ministro del Interior, general Néstor Reverol, en vuelo privado habría abandonado el país con destino a Costa Rica. Del viaje, supuestamente con duración de 48 horas, no se ha dicho una sola palabra en medios oficiales, por lo que se ha dejado en libertad al común de la gente de pensar lo que quiera, cobrando fuerza la versión de que andaría gestionado “cama para dormir” aunque sin tranquilidad alguna. Lo sospechoso viene dado por el hecho de haberse hospedado en el hotel HollidayInn., en el centro de San José, utilizando un nombre falso. El miedo es libre.

*** JUGANDO CON CANDELA. Juan Guaidó ratificó anoche que hoy regresa al país, si es que ya no lo hizo. Llamó a movilización de toda Ven4ezuela, y eso puso en ascuas al oficialismo y generó un reto a la tiranía. Si lo hacen preso, el régimen usurpador corre un riesgo de magnitud impredecible, pero sile respetan sus derechos constitucionales y lo dejan entrar libremente, el riesgo es peor. Más de 60 países estarán pendientes de lo que ocurra y en firme disposición de actuar frente a cualquier irregularidad. Agua. Que me quemo.

*** ANDO VOLANDO BAJO. Otro militar soleado que salió sin decir adiós, fue el general Antonio Benavides Torres, ex comandante general de la Guardia Nacional Bolivariana, también en una aeronave particular. De su viaje hay dos versiones, ninguna oficializada. La primera apunta a que pudo brincar al charco  con rumbo a China, en donde ya tiene a su familia, a buen resguardo desde hace rato, y otra, que se encuentra en Estados Unidos, acogiendo el mensaje a Jhon Bolton, Secretario de Seguridad de Trump, como uno de los comisionados del Alto Mando, para negociar la renuncia de Maduro. En una sola pata.

*** SOÑANDO DESPIERTO. En predios familiares de Miraflores se ha hecho viral la noticia que don Nicolás está apagando los ojos dos horas por día, y siempre tras una alta dosis de tranquilizantes de su absoluta confianza. No consume medicamentos de laboratorios cubanos, por temor a correr los riesgos que conscientemente asumió el presidente Hugo Rafael Chávez, con las consecuencias conocidas. Tampoco le resulta fácil adquirirlos de fabricantes nacionales, por razones obvias, pero no le faltan los importados con dólares preferenciales. En carne propia.

***CAYÓPOR INOCENTE. Efectivos de la DGCIM le habrían puesto los ganchos  a la presidenta nacional de PDVSA-GAS, Rosa Mota, a quien le siguen juicio por supuesto terrorismo, una vez que el G-2 cubano le decomiso su celular y descubrió que le había enviado un mensaje personal al ingeniero Eulogio Pino, ex presidente de la petrolera venezolana, por su cumpleaños, lo cual disgustó sobremanera al dictador y a su corte de adulantes. El perro mordió al dueño.

efeemeperez@yahoo.com

Be the first to comment on "El Secreto / Nicolás no duerme / USA le dijo al régimen que no hay negociación"

Leave a comment

Your email address will not be published.


*