Sur de Florida -
Lo último

EL SECRETO/ Caída acordada – Régimen atrincherado

*** EL CUENTO COMPLETO. La caída de Maduro estuvo acordada y convenida por las partes, de lado y lado. En la negociación del más alto nivel tuvieron figuración directa: Estados Unidos, Rusia, Padrino López, Maikel Moreno, y el consentimiento tácito de Juan Guaidó, quien por cierto, en las horas chiquiticas, tuvo que cancelar una gira a Barquisimeto el domingo 28/04, porque su presencia en Caracas era determinante para el finiquito de la salida. Diosdado Cabello, quien no estaba en la jugada, al enterarse y saber que había quedado con el rabo pa’la calle, reaccionó y se atravesó como obstáculo, logrando precipitar los hechos, al descubrir a los principales comprometidos a quienes desenmascaró y presionó, uno por uno, hasta hacer que fracasaran en el propósito superior. Así fue que surgió el rescate de Leopoldo López, con dos días de anticipación a la pauta, ya que el director del Sebin de entonces, general Crístopher Figuera, fue enterado de que Cabello, con los pelos en la mano, había constituido una comisión del mismo Sebin, para llevarse de vuelta a Ramo Verde al líder fundador de VP, y ponerle los ganchos al propio Guaidó, con lo cual aceleró el proceso y tumbó sus resultas. Maldita llorona.

*** AL DIA SIGUIENTE. Develado el complot, que no previó varios acomodos importantes y que tampoco contemplaba, por ninguna parte, el tronío de las armas, Cabello, de Ánima Sola circunstancial, se transformó en fiero dueño de la balanza, y aunque igual todavía apuesta al desplome final del régimen, ahora revitalizado y con más poder devenido, plantea y sostiene como tesis, que no habrá derrumbe posible de Maduro, sin la presencia y participación de sus huestes, y menos aún, sin un arreglo formal y blindado que le garantice a él su seguridad personal y la de sus bienes, que son bastante. El vicepresidente del PSUV está convencido y se lo ha hecho saber a EE.UU., que sin él, por las buenas Maduro no sale, y lo primero que exige a cambio, es que cesen las sanciones que lo joroban, por delitos de alta facturación, y sobre lo cual el gobierno de Trump no tiene la menor disposición de meter su mano y menos todavía de condonar. Rostro ensangrentado.

*** NO ME TOQUES ESE VALS. En las primeras de cambio, D. Cabello habría sido el gran beneficiado, hasta ahora, con las escaramuzas del martes 30-A en Caracas, pese a que no las tenía en sus planes ni aparecía entre los protagonistas. Ahora, atrincherado y mejor posicionado, le pone elevado precio al sostenimiento de Maduro, a quien le cobra bien caro su defensa y al mismo tiempo pide hasta “el cielo”, a los que quieren su cabeza, que es casi Venezuela entera. DC, además del cese de las sanciones, por razones obvias, pide en el trance para ayudar en la total liquidación de NM, privilegios concretos, de manera de quedarse a salvo en el país y así, libre de culpas, liderar en los escombros lo poco que exista del PSUV y, desde esa óptica, poder participar como candidato presidencial del chavismo en las elecciones libres que vendrían aparejadas con la transición y el retorno de la libertad y la democracia, en las que, por supuesto, resultaría aplastado y él lo sabe. Suaves y vientos fríos a su favor, en otro por ahora. Estrategia del siglo.

*** MONTAÑA RUSA. En las 14 horas seguidas que Maduro se mantuvo escondido y dando del cuerpo a chorros, Cabello aprovechó la extrema debilidad para presentarse con el general Gustavo González López y de nuevo imponerlo como director del Sebín, en lugar del quemado Figuera, no para la seguridad de Miraflores, sino para su propia protección. Y el usurpador “aceptó” sin ni siquiera abrir la puerta del baño, y más tarde lo presentó, sin un solo elogio: pura y sencillamente, como nuevo director del Sebin. Larga oscurana.

*** MANOS EN ALTO. Otro de los desenmascarados la víspera del Día del Trabajador, fue el inmaculado Mikel Moreno, enlodado presidente del TSJ írrito. Este honorable señor habría estado, de alma y corazón, en las negociaciones por la caída de la dictadura de Nicolás Maduro, y quien, siguiendo al pie de la letra las instrucciones de su socio comercial, Raúl Gorrín, había pactado con Jhon Bolton las condiciones para el golpe final, con el cual ambos se salvarían de las mazmorras gringas. Al fracasar el intento en su primera fase, en la segunda etapa se le está reservando igual actuación estelar, esta vez preparando y decidiendo la detención de Juan Guaidó, ya a tiro de sentencia, y que al darse, aceleraría la acción militar de Estados Unidos, para ponerle coto a la crisis venezolana. A propósito, en esta acción de remate se da por contado el beneplácito del propio Maduro, con aval de Cuba, formando parte de una estrategia global labrada con el gobierno de Trump, que salvaría a la isla del bloque total y solventaría las diferencias que se ven venir, en las relaciones con Rusia y más con el compromiso de USA de hacer que Venezuela reconozca y pague las deudas en mora con ese país. Zamuro come brincando.

*** VALOR DE LA VERDAD. Al sacar cuentas, a todas estas, el gran perdedor sería el señor ministro de la Defensa, Vladimir Padrino López, que ahora mismo anda como el hijo de Lindbergh a sus tiernos 20 meses de edad, aunque, a diferencia, forrado de verdes, según sus allegados más próximos. Y lo más triste, aborrecido y mal querido por su familia, a juzgar por los severos señalamientos de la tía y madrina, que le llamó la atención públicamente por adulante y descarado. Por cierto, de su comportamiento se aseguraba el sábado, que estaba recluido en el Hospital Militar, con una arritmia cardíaca, que lo acercaría a las pailas del infierno, en donde lo esperan varios camaradas. Retrato hablado.

*** PINTADO EN LA PIZARRA. Uno que en estos momentos terminales se encuentra desaparecido del mapa es Tareck El Aissami. No se le ha visto la cara en actos públicos y tampoco en las relampagueantes cadenas grabadas de Maduro, contrariando ahora su estilo peculiar y sus hechizos televisivos. Gente conocedora de sus andanzas, atinan a saber, únicamente, que el día 29 de abril en horas de la noche, desde Moscú con destino a Caracas, partió un avión privado, matrícula TC-TSR, que tras tocar suelo venezolano siguió a Punta Cana, República Dominicana, en donde vive Samak López, supuesto testaferro de El Aissami, quien habría subido a la misma nave, con ruta directa a Moscú, sin que se pudieran identificar a plenitud a los demás viajeros, aunque con rastros y rostros visibles de dos familias amigas, comprometidas en causas comunes. De punta a punta.

*** GUAPO Y APOYADO. Así quisiera estar Nicolás Maduro y poder presumirlo sin hacer el ridículo. El jueves 2 de mayo, después del susto, hizo grabar una parada militar en Fuerte Tiuna, a las 4 de la madrugada, para hacerle creer al país, a sus allegados y amigos que, efectivamente, tiene control de las FANB. Con vestimenta de camuflaje, frente a solamente 4 miembros del Alto Mando y rodeado de 27 espías cubanos que le cuentan los pasos y los gestos, MN le habló a 700 hombres y mujeres desarmados y la mayoría desalmados, con uniformes verdes, y no a 4.500 como se ufanó en decir. La grabación en cadena fue presentada el mismo día a las 6:10 de la tarde, y allí en ningún momento pudo disimular la cara de terror y angustia que lo acompaña en estos momentos de tensión y sobresalto. Se sabe vigilado hasta en la respiración. No confía en nadie, a tal punto que la honorable “primera combatiente”, entró en sospecha. Pa’lante es pa’llá.

*** GALERIA NOCTURNA. El régimen usurpador, en medio de las angustias que tiene que enfrentar en el día a día, montó un búnker en la Base Aérea “Manuel Ríos” en El Sombrero, estado Guárico, manejado exclusivamente por agentes militares de seguridad de la dictadura castrista, en la que permanecen, desde hace días, aparcados 4 aviones de un mismo color y un mismo objetivo, que no es otro que encaramar y sacar del país a Nicolás Maduro, en el momento y hora que obliguen las circunstancias de adversidad, situación que únicamente puede proceder con la anuencia de Raúl Castro, ni siquiera de Miguel Díaz-Canel, el aparente presidente de Cuba en ejercicio. Único plan de vuelo.

*** BALANCE SIN BALANZA. El general Carlos Pérez Ampueda, es el mismísimo oficial de la GNB que estuvo en Valencia al frente del Core 2, en tiempos de Ameliach, quien lo objetado en Caracas por negarse a enfrentar con saña y furia a los manifestantes del 2017. Entonces, NM lo nombró comandante general de la PNB, y ahora lo acaba de destituir de nuevo y reemplazado por el general Elio Estrada Paredes, por caer en sospecha de que pertenecía al grupo tentador y revoltoso, que objeta al tirano, y más después que efectivos de la propia Policía Nacional, con absoluta valentía, enfrentaron en el estado Miranda a los salvajes colectivos, que fueron metidos en cintura la noche del 30 de abril pasado. Honor es la divisa.

*** HIJO DE GATO. Carlitos Millán, nieto de Freddy Millán, el sin par dirigente regional de Acción Democrática, con reconocida trayectoria desde los días exitosos de Oscar Celli Gerbasi, es en estos momentos el líder indiscutible de la diáspora en Chile, en donde cumple labores como si aún fuera el activo Secretario Juvenil seccional, posición que ocupaba en la gestión encomiable de Rubén Limas, moderno héroe silencioso de la resistencia adeca. Pan, tierra y libertad.
*** VIVITO Y COLEANDO. A los que extrañan sobremanera la presencia de Santiago Rodríguez, otrora director del Despacho en la Alcaldía de Valencia, al lado de Cocchiola, bueno es que sepan que estuvo dedicado a marcha forzada en la preparación y escritura de su nueva obra “Venezuela: de la peste socialista a la prosperidad liberal”, una obra intensa en la que su autor con sapiencia y estilo, narra y analiza con propiedad lo acontecido en el país, con la presencia del activismo político izquierdista, desde el derrocamiento de la dictadura militar de Pérez Jiménez. Además, dedicado también en el proyecto editorial de “Carabobo es Noticia” y la docencia universitaria. No estaba muerto.
***RETAZOS EN TROCITOS: Por primera vez en la historia republicana, los trabajadores municipales de Valencia pasaron un 1º de Mayo, con el bolsillo vacío. Ocurre que la Alcaldía de la capital carabobeña no tuvo dinero para honrar a tiempo los compromisos laborales pendientes, con los ahora más de 190 trabajadores directos dependientes del Concejo Municipal, su órgano legislativo autónomo.*** El general Raúl Isaís Baduel, salvador de Chávez, una vez, por ser su compadre y amigo, por 4 veces seguida le rechazó medidas de indulto, al considerarse un preso injustamente encarcelado. Lo propio hizo el lunes 29-4, cuando se opuso a salir junto a Leopoldo López, y preferir esperar su pronta liberación, cuando Juan Guaidó pueda hacerlo. La presidente del CNE, Tibisay Lucena, antes de posar en TV apoyando a Maduro, el 2 de mayo salió con destino a Estambul en vuelo comercial, en asiento de primera clase, cuyo pasaje cuesta 7.360 dólares p/p, pero como llevaba 9 enormes maletas, repletas hasta el ojo, persiste la creencia de que no regresará pronto, y menos el próximo martes 14, como se empeñó en hacer saber.

Francisco M. Pérez efeemeperez@yahoo.com

Be the first to comment on "EL SECRETO/ Caída acordada – Régimen atrincherado"

Leave a comment

Your email address will not be published.


*